Saltar al contenido

Estrategia del Blackjack y reglas básicas

mayo 2, 2019

El Blackjack es uno de los juegos más sencillos de cartas que existen en la industria del juego. Tiene un Return To Player de 99.63%. Así que las probabilidades que el jugador gane son altas.  El conocimiento de las reglas y la estrategia a seguir por parte del jugador determinarán el éxito o el fracaso. Por eso es muy importante entender y aprender cómo juagar al blackjack. No hay que olvidar el factor suerte, a veces una buena racha supera las expectativas de una estrategia estudiada. Aprende la estrategia del Blackjack y reglas básicas de cómo se juega al blackjack.

En Secret Casino Tips consideramos imprescindible que  leas este artículo en el que te explicamos las claves y te damos algunos consejos para ser un experto en el Blackjack. Aprende cómo jugar al blackjack y cómo ganar al blackjack.

 

Reglas básicas

Aprende la estrategia y las reglas básicas de cómo se juega al blackjack. El objetivo en el Blacjack es sumar 21 puntos o acercase  lo máximo posible a este número. Unas de las cosas más importantes a tener en cuenta, es que el  jugador sólo se mide a la banca. El que consiga 21 puntos o se aproxime lo máximo posible es el vencedor de la mano.

En el caso de que te pases y obtengas un número superior a 21 pierdes automáticamente, independientemente de la suma que consiga el crupier. En el caso de que sea el crupier el que obtenga un resultado superior a 21, ganarás siempre y cuando no hayas superado los 21 puntos.

Normalmente en el Blackjack se utilizan seis barajas de cartas francesas, no obstante, el número puede oscilar entre una y ocho barajas. Cada una de ellas tiene 52 cartas.

¿Qué puntuación tiene cada una de las cartas?

  • 10 puntos: reyes (K), reinas (Q) y jotas (J)
  • Su valor nominal: del 2 al 10
  • Los ases pueden valer o 1 u 11 puntos, dependiendo de lo que al jugador le interese en esa jugada

Ejemplo:

El crupier al repartir la mano te ha dado una carta con un 9. Has pedido una carta y es un as. La suma sería 9+ 11= 20. Te plantarías con esa puntuación.

El crupier al repartir la mano te ha dado una carta con un 9. Pides una carta y es un 7 y vuelves a pedir una carta y es un as.  La suma sería: 9 + 7+ 11= 27. Te habrías pasado. Sin embargo, tienes la posibilidad de que el as sume 1. La suma sería: 9+7+1= 17. Te plantarías.

 

Mano suave vs Mano dura

Un concepto importante en el Blackjack es el de  mano suave (soft hand) o mano dura (hard hand). ¿Qué significa y cuál es la diferencia? Cuando nos referimos a mano suave es porque en nuestra primera mano nos ha tocado un As. Como hemos explicado anteriormente, el As puede valer 1 punto u 11 puntos. Y esto nos otorga una clara ventaja respecto a la jugada. En cambio, nos referimos al concepto de mano dura cuando obligatoriamente el As tiene que valer 1 punto. Quizás con un ejemplo se entienda mejor.

7 + As= 8 o 18 – Mano suave

7 +8 + As= 16. Mano dura.  Obligatoriamente el As se tiene que usar como un 1 si queremos tener posibilidades de ganar la partida.

El reglamento en el Blackjack es estricto y no sólo para el jugador, sino también para la banca. El crupier no se puede plantar con una puntuación inferior a 17. En el caso de que su puntuación sea de 16 o menor, siempre tendrá que pedir una nueva carta, aunque ello implique perder la partida. Esta norma permite al jugador tener una pequeña ventaja sobre el juego.

En el Blackjack la victoria se paga 1:1. Sin embargo, si se consigue un Blackjack, es decir, la combinación de un As y una carta que valga 10 puntos (K, Q, J, 10) la retribución es de 3:2.

Ejemplo:

Si apuestas 10 €, obtendrá 25 €. También existe la posibilidad de empate. Esto sucede si el jugador y la banca obtienen la misma puntuación. El jugador recuperará el dinero invertido en esa ronda, ni pierde ni gana.